Matrimonios ¿Sobrevivirán a la cuarentena? 742

Matrimonios ¿Sobrevivirán a la cuarentena?

En el último mes todo cambió de una forma asustadora. Fuimos afectados en nuestro bienestar y pasamos de ser seres libres, afanados, sociables, a ser personas confinadas, con miedo y limitadas en las relaciones sociales. Hasta hace unos días nadie tenía tiempo para leer un buen libro, tomarse un café con los amigos y menos aún para estar íntimamente con la pareja. Varios estudios ya nos mostraban que en promedio una pareja habla entre sí 30 minutos a la semana pues el resto del tiempo usa frases protocolarias para darle trámite a las obligaciones y los compromisos. Una realidad que estaba costando trabajo cambiar.

Llegó el Coronavirus, sus amenazas, incertidumbres y luego la cuarentena. Las primeras dos semanas fueron muy confusas para todos. Entre las preocupaciones laborales, la salud, los hijos y el manejo del tiempo pocas personas sabían qué hacer porque lo que antes era un problema por defecto, de repente se tornó en un problema por exceso. Y así la realidad finalmente tocó a los casados: volver a lo básico. Por más televisión, radio, hijos, lectura que nos distraiga, la convivencia intensa se torna inevitable y aparece para muchos un gran interrogante: ¿hasta cuándo vamos a aguantar el desgaste que está sufriendo la relación, exponiendo sus defectos, impaciencias y angustias, por todos esos días juntos, y sin la posibilidad de que cada uno se tome un respiro por separado y tenga otros intereses individuales?

Este es un escenario angustioso que se acrecienta ante los alarmantes datos de pedidos de divorcio en China después de la cuarentena, sin embargo algo clave en estos momentos es analizar la información en todo su contexto. En cuanto a China varios factores deben ser considerados antes de sacar conclusiones: las notarías estuvieron cerradas por mucho tiempo, los divorcios ya venían en crecimiento desde 1996 y las facilidades en el régimen político están abriendo espacio a los ciudadanos.

Así que viéndolo desde otra óptica, por el contrario de lo que muchos piensan, explorar nuestra sexualidad en cuarentena es la oportunidad de conocer nuevamente a la pareja, de dejar de idealizar a esa persona y verla como realmente es y no como uno la imaginaba porque antes no tenía tiempo para ponerle atención. Todos cambiamos diariamente. Nuestras ideas, percepciones, proyectos y opiniones se transforman y muchos no se dan cuenta de eso, en parte porque asumen que vivir bajo el mismo techo y educar a los hijos ya es lo máximo del conocimiento mutuo o sencillamente porque están ensimismados con sus propias vidas fuera de casa.

Escuchar, preguntar, observar, dejarse sorprender… ahí es donde vamos a percibir que la cuarentena no es una amenaza al matrimonio, al contrario es una gran puerta que se abre para su redescubrimiento. Así que mi recomendación ahora que tienen tiempo juntos es vivir el presente, reconocerse, conversar y encontrar la confianza para relajarse y sentirse bien.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Al continuar la navegación el usuario autoriza que el portal web, propiedad de PRAZER SAS en el que se encuentra navegando, haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política.

Abrir chat
Contáctenos